Delicias y secretos en Manhattan, de Olivia Ardey

~ G * Adulto ~ E * Éride Ediciones ~

 

deliciasysecretos_3001919. Laura McKerrigan-Montero parece tener el mismo destino que cualquier chica americana de buena posición: casarse con quien mejor convenga al negocio familiar. Pero no piensa quedarse con los brazos cruzados, porque su sueño es aprender alta repostería con el afamado maître pâtissier del Hotel Taormina en Manhattan, y hará todo lo posible para conseguirlo.

Su excusa para ir a la gran manzana es ir a estudiar francés. De esta manera convence a su severo padre, el dueño de una cadena hotelera, para que le permita residir en Nueva York durante tres meses.

Convertida en Laura Kerry viaja a la ciudad de la libertad;  y para llegar a lo más alto, empieza desde lo más bajo como camarera en el Taormina, cuando descubre que el desconocido irresistible que la volvía loca con sus besos es Kenneth Callahan… su jefe.

Si en la entrada anterior nos encontrábamos en la Inglaterra de 1912, hoy nos trasladamos al otro lado del océano: Estados Unidos, 1919, rozando los conocidos felices años 20. Laura McKerrigan-Montero representa a las mujeres de ese período, mujeres destinadas a ser buenas esposas pero que no se van a contentar con ello, sino que van a luchar por cumplir sus sueños y sus ideales. Olivia Ardey, la autora, quiere mostrarnos a mujeres luchadoras y sin pelos en la lengua, tal y como ocurría en los años 20, cuando las mujeres comenzaron a reivindicar sus derechos.

Además fueron años en los que el debate del alcohol estuvo sobre la mesa. Me hubiera gustado que hubiera tocado más este tema pero entiendo que ese no era el objetivo de la novela y, de 711-1920sflapperlucydoraine-photobygeortodos modos, creo que lo que aparece está  bien documentado y se entiende como se vivía ante ello. También quisiera comentar que Olivia ha retratado el Manhattan de los años 20 en pleno proceso de crecimiento económico, enseñándonos como ejemplo el sector hotelero de dicho período.

Aunque en el argumento de más arriba sólo se hable de Laura y Kenneth, hay otras parejas en esta novela que son dignas de mención, como Stella y Phillip: sus circunstancias se alejan de lo típico y sin duda, ha sido mi favorita. Lo que no se ha alejado de lo tópico es ese amor a primera vista que pecan la mayoría de los personajes. Es lo que más me ha molestado de la novela: no me gustan los amores incondicionales desde el primer momento. De todos modos, esto es muy subjetivo y aun así he disfrutado viendo se desarrollaban sus sentimientos. Secretos, traiciones, miedos y amor en pleno Manhattan de principios del siglo XX, ¿qué más se puede pedir?

Tenía muchas ganas de leer esta novela y puedo decir que ha sido una delicia de lectura. Los personajes, la trama, la ambientación han ayudado a sentirme realmente en los años 20, enseñando que pase lo que pase hemos de luchar por nuestros sueños: pueden darnos más de una sorpresa. Me alegro de haber descubierto a Olivia Ardey y ya le he puesto  ojitos a Dama de tréboles, la primera novela que publicó.

“- Quizá le apetezca leer para hacer más entretenida su estancia en el hospital.

- Está claro que la delicadeza no es su fuerte –aseguró el hombre con mucha calma.- (…) He dicho –recalcó, esta vez con dureza- que no tiene ni idea de lo que significa la cortesía. ¿O es que no ve que soy ciego?”

 

olivia-ardey Olivia Ardey nació en Alemania, pero al poco tiempo su familia regresó a Valencia, ciudad donde reside. La autora ha crecido, vive y trabaja entre libros. Además de la literatura, le gusta viajar, su ciudad y la urbe en general y veranera rodeada de rascacielos. Está casada, tiene dos hijos y dos tortugas de Florida. Con Dama de tréboles, sin duda, se abrió un hueco dentro del género con su sólida prosa y sus inéditas tramas.



11 comentarios :

  1. Yo también tengo muchas ganas de leer esta novela, me encanta el periodo en el que transcurre y las críticas que he visto son muy buenas
    besos

    ResponderEliminar
  2. Yo también he leído críticas muy buenas, y la tuya va en esa misma dirección. La historia parece interesante (pero la suerte no ha estado de mi lado cuando se han organizado una serie de concursos en que se sorteaban ejemplares de la novela). Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡No dejes de intentarlo! Yo tuve la gran suerte de ganarlo en un concurso. :)

      Eliminar
  3. Esta ya lo tengo fichado, me llama la atención por la ambientación, aunque eso que dices del instalove no me gusta mucho tampoco. ¡Un beso! =)

    ResponderEliminar
  4. Muchísimas gracias por tu reseña, Cris. Me hace muy feliz saber que te ha gustado y has disfrutado con la novela. Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mil gracias a ti por leer mi reseña y dejar un comentario. Mucha suerte en tu carrera y espero poder leer muchas más novelas tuyas. Un beso.

      Eliminar
  5. Ais, me encantó la pareja de Stella y Phillip, son tan monos. :) Como tú, desde que leí este libro que estoy deseando hacerme con el otro de la autora.

    ¡Un besito!

    ResponderEliminar
  6. Qué recuerdos...me encantó esta novela :) A ver si podemos leer otra de Olivia pronto.

    ResponderEliminar
  7. Creo que hace tiempo leí una muy buena reseña de este libro. Lo recuerdo por la portada, que me gustó.
    Saludos

    ResponderEliminar

Gracias por leer esta entrada y comentar. Acabas de poner una sonrisa en mis labios.

Pero si vienes con la intención de hacer SPAM, insultar o cualquier cosa relacionada con faltar al respeto, me veré con la obligación de borrar tu comentario.